Niña gato agua pato y Niño huevo perro hueso

En el mundo de los álbumes para pequeños se intentan libros originales que no suelen ser divertidos para sus destinatarios, y se hacen libros divertidos que tienen poco de originales. Pero también los hay que cumplen las dos condiciones, como Niña gato agua pato y Niño huevo perro hueso, de Ellen Duthie (1974-) y Daniela Martagón, dos álbumes frescos y resultones que no sabría comparar con otros editados en castellano.

En cada uno la sucesión de imágenes, con unas expresivas figuras sintéticas, va mostrando los cuatro elementos de los títulos en distinto orden y estableciendo relaciones entre ellos, como un juego en el que los participantes tuviesen que inventar gráficamente y enunciar, en cada paso, una relación distinta entre los cuatro sin añadir ningún elemento más. Como es lógico, después de las cuatro primeras enumeraciones, los juegos de ingenio —gráficos, imaginativos y de lenguaje—, se van complicando. A unos les hará más gracia el caos que montan el niño y el perro, y a otros les divertirá más el juego de sonidos que arman la niña, el pato, el gato, y el agua.

Deja un comentario