La Bella y la Bestia

Marie Leprince de Beaumont (1711-1780) fue una escritora francesa que publicó una revista, Le Magasin des enfants, en la que aparecían cuentos populares. Entre ellos el más popular fue y sigue siendo La Bella y la Bestia. El argumento es que un mercader debe dejar a su hija, conocida como Bella no sólo por su hermosura sino también por su virtud, en la casa de un ser llamado Bestia debido a su fealdad; éste le propone a Bella casarse, pero ella no acepta hasta que, al cabo del tiempo, rendida por su amabilidad y bondad, consiente y entonces Bestia se convierte en un apuesto príncipe.

Como suele ocurrir, cuando se filma y estrena una película basada en un relato antiguo, este también ha vuelto a publicarse en una edición que contiene algunos cuentos más. Con el paso del tiempo, La Bella y la Bestia, un relato seguramente inspirado en Riquete, de Charles Perrault, ha quedado como la mejor versión popular del tema clásico de que es el amor lo que nos hace amables y de que no hay belleza más duradera que la que proporciona la bondad. La moraleja final dirá que los nuevos esposos disfrutaron de una perfecta felicidad «porque estaba cimentada en la virtud».

Deja un comentario