Elefante y Cerdita

Elefante y Cerdita son dos personajes creados en 2007 por Mo Willems que han protagonizado una serie de veinticinco libros para prelectores y primeros lectores. Se han publicado en castellano hace unos meses cuatro: ¿Puedo jugar?, ¡Estamos en un libro!, ¡Hoy voy a volar! y Mi amigo está triste. En el primero, una pequeña serpiente les pide a Elefante y Cerdita jugar con ellos a la pelota y al principio no saben cómo solucionar que la serpiente no tenga brazos. En el segundo, Cerdita le hace notar a Elefante que alguien les está mirando: ¡un lector!; y a partir de ahí, Elefante va de emoción en emoción. En el tercero, Cerdita se propone volar mientras que Elefante, una y otra vez, le dice que no podrá; pero Cerdita es insistente y va intentándolo de un modo u otro. En el cuarto, Cerdita ve que Elefante está deprimido y busca de distintos modos alegrarle la cara.

Está bien definida la personalidad de los dos: por un lado, Elefante tiene gafas de estudioso pero no es brillante y Cerdita es de lo más cooperativa e ingeniosa; por otro, Cerdita es rosa y Elefante es verde, y los globos de texto en los que van sus palabras también tienen los colores respectivos. La primera historia habla bien de amistad; la segunda podría compararse con otras metafictivas semejantes; las otras hablan bien de que hay que saber buscar ayuda y saber aceptarla: ¡Hoy voy a volar! explica con acierto que así podemos llegar a ser más de lo que somos, y el amable final irónico de Mi amigo está triste señala bien dónde hay que buscar parte de la solución a ciertos problemas.

Es genial la presentación gráfica de los relatos. Ambos personajes están dibujados con líneas de contorno, sin sombras, y logran contagiar la risa con sus posturas o con las expresiones de ojos y cejas construidas con toques mínimos. Con excepciones medidas, los relatos avanzan dando un paso por página y en cada una las figuras se suelen presentar frontalmente y con el mismo tamaño siempre. No faltan bromas propias del lenguaje del cómic: la idea que se le ocurre a Cerdita en el primer libro se indica con una bombilla de bajo consumo; en el segundo Cerdita se sube a un globo de texto para explicarle a Elefante cómo están leyendo el libro los lectores.

Deja un comentario